Recibe las entradas de Recuerdos de Pandora en tu correo electrónico:

Uno de los muchos problemas tras la agricultura ecológica


Publicado el 26/06/2011

Según la Unión Europea, la agricultura ecológica es un sistema de producción agrícola que proporciona al consumidor alimentos frescos, sabrosos y auténticos, al mismo tiempo que respeta los ciclos vitales de los sistemas naturales. Para ello, siempre según la UE, se basa en una serie de objetivos y principios, así como en unas prácticas comunes diseñadas para minimizar el impacto humano en el medio ambiente, mientras se asegura que el sistema agrícola funciona de la forma más natural posible.

Leyendo esto, posiblemente la agricultura ecológica se haya ganado el corazón de muchos. Pero hay que tener cuidado e intentar se críticos. Las palabras no son nada más que palabras, mientras no existan unos estudios que lo avalen y una coherencia real entre lo dicho y la realidad.


I: Los productos naturales, ¡Vaya timo!

Esta misma semana recibía el libro Los Productos Naturales, ¡Vaya Timo!, escrito por Jose Miguel Mulet, uno de esos profesores y científicos, que además de poner su granito de arena por el avance de la ciencia, utiliza parte de su tiempo para divulgar la ciencia entre las masas mediante libros como éste, su blog o como colaborador en Amazings.

En este libro, la agricultura ecológica ocupa sólo uno de los siete capítulos, pero he querido centrarme en él por un hecho que recientemente ha ocupado primera plana en medios de medio mundo. Aquí va un breve extracto:

(…) Otro problema serio de salud relacionado con la agricultura ecológica lo ocasiona su exaltación enfermiza de la coprofilia. El artículo 12 del reglamento de 2007 prohíbe el uso de fertilizantes nitrogenados a favor del “estiércol animal o materia orgánica, ambos de preferencia compostados, de producción ecológica”. Utilizar únicamente estiércol es también un problema. El estiércol presenta una serie de microorganismos contaminantes, entre ellos la temible cepa de E. coli O157:H1. La probabilidad de intoxicarse por coliformes fecales es ocho veces mayor en la producción ecológica que en la convencional. Y no son números vacíos. En 1997, varias intoxicaciones relacionadas con la producción ecológica ocasionaron 21 muertes en el condado inglés de Lancashire. En 2007 una cosecha de espinacas ecológicas causó en California 200 infecciones, de las que tres acabaron en muerte. Por tanto, si te invitan a una ensalada ecológica, asegúrate de que la lechuga esté muy muy muy limpia. Si no, te arriesgas a comer caca.

Este libro se terminó de escribir antes de mayo de 2011, y en estos dos meses este capítulo ha tenido avances tristemente populares. Después de la gran polémica desatada por los pepinos españoles a finales de mayo como causantes del raro y letal brote de E. coli O104:H4, todos los datos apuntan que de nuevo la culpa tras estos brotes de E. coli se encuentran en la agricultura ecológica.

Más concretamente, todas las evidencias apuntan a unos brotes de soja y otras semillas cultivados mediante agricultura ecológica en Bienenbüttel, en la Baja Sajonia alemana. Hasta la fecha, el número total de infectados registrado se acerca a las 4.000 personas, con un total de 42 muertos.


II: E. coli (fuente)

Este pequeño ejemplo descrito en media página del libro no es más que uno de los cientos de datos que exponen de forma crítica la realidad tras los productos naturales, y no sólo en el campo de la agricultura, sino también en los productos del hogar, la energía, los transgénicos, la medicina y la farmacia. Podría recomendaros sólo un capítulo o un puñado de páginas, pero la verdad es que es un libro esencial para entender la realidad existente tras todos esos adjetivos y publicidad asociada a los productos naturales, que en realidad esconden más falacias de las que muchos estarían dispuestos a admitir.

Nota: Si te gustó esta entrada, puedes suscribirte al feed RSS del blog, hacerte seguidor de la cuenta de Twitter, fan de la página de Facebook o añadir la página de Google+ a vuestros círculos. También puedes visitar la galería de fotos históricas en la cuenta de Flickr del blog o la galería de Mapas en Facebook.

Otras entradas que pueden resultar interesantes:

Share

23 comentarios

  1. unoalmesomas
    26/06/2011 @ 15:43

    En mi pueblo siempre se practicó la ttan famosa, ahora, agricultura ecológica y nunca se intoxicó nadie. Reconozco que era para consumo propio, no para comercio, y siempre se usaron los desechos de las gallinas/vacas etc. y no había estos problemas. A ver si el problema está en que la gente se cree que por ser ecológicos estos productos ya no hace falta ni lavarlos?
    Un saludo.

    [Responder]

  2. andres
    26/06/2011 @ 16:26

    A ver, con este tema hay bastante sensacionalismo tanto desde un lado como desde el otro. Lo cierto es que sí, se ha visto y se sabe que un mal abonado causa problemas, pero lo cierto es que el abonado con los residuos agrícolas y con estiércol se lleva realizando toda la vida y sin ningún tipo de problema.

    Sin ningún tipo de problema, porque se respetaban unos periodos entre el abonado y la recogida o se hacía una degradación en condiciones ya fuera en silos o mediante aplicación directa.

    El abonado con estiércol no tiene ningún problema y de hecho es beneficioso en lo relativo a Materia Orgánica y desarrollo de microbiota edáfica, siempre y cuando se realice una correcta degradación y/o no mezclar diferentes tipos de estiércol que pueden llevar otros contaminantes y se respeten los periodos mínimos establecidos antes de la recogida y la aplicación del abono.

    [Responder]

    Milhaud Reply:

    @andres, sí, no te voy a negar que existe mucho sensacionalismo. Pero si tienes oportunidad, te animo a que eches un vistazo al libro. Lleno de referencias a datos y estudios para sustentar todos los argumentos.

    El tema del abono, como ya he dicho, es simplemente un párrafo que he querido rescatar para mostrar uno de los muchos ejemplos.

    [Responder]

  3. andres
    26/06/2011 @ 16:28

    PD:

    De hecho lo de los brotes de soja, se supone que es por una contaminación del agua, aunque es algo extraño, ya que en Agricultura ecológica está todo o casi todo legislado, especialmente en lo relativo al germinado de los brotes

    [Responder]

  4. Álvaro
    26/06/2011 @ 17:31

    Excelente artículo, solo una cosa.
    La fotografía señala unos restos de glóbulos rojos (esquistocitos) consecuencia del Síndrome Hemolítico Urémico que provoca, entre otras enterobacterias, la famosa cepa de E. coli.
    Un saludo :)

    [Responder]

    Milhaud Reply:

    @Álvaro, eso me pasa por no leer los pie de foto. Muchas gracias por el apunte, y ya está corregido!

    [Responder]

  5. Dubitador
    27/06/2011 @ 12:42

    Esta embestida contra la agricultura ecologica se me antoja de similar cariz que aquella campaña contra las renovables.

    Si la llamada agricultura ecologica pasa los controles sanitarios no hay ningun problema. De hecho va a resultar una necesidad el recuperar los llamados metodos ecologicos, asi como la raquitica agricultura europea, en cuanto los precios del petroleo pongan muy cuesta arriba la agricultura intensiva y extensiva de importacion.

    ¡Y vaya! El articulista bien que se monta en el caballo de la ultima infeccion de E.Coli, dando por seguro el asunto de los brotes de soja, cuando en realidad los alemanes aun no tiene ni puñetera idea de donde surgio esa E.Coli tan especial y resistente a los antibioticos, cuya mayor probabilidad no estaria en los campos abonados con estiercol sino en la ganaderia intensiva atiborrada con antibioticos en plan “por si acaso”.

    Cabe puntualizar que los brotes de soja no se hacen germinar sobre estiercol alguno, pues no lo necesitan, les basta con disponer de humedad y no estar expuestos a fuerte luz. Los champiñones si que se cultivan sobre estiercol, pero la E.Coli solo sobrevive en estiercol fresco y no expuesto al oxigeno ambiente, pues son bacterias anaerobias.
    .

    [Responder]

  6. Dubitador
    27/06/2011 @ 19:38

    Haciendo honor a mi nick, pasado el momento, suelo repasar y ya no veo tan acertado lo que digo.

    Bueno, la impresion que me produce este repunte critico respecto a la agricultura ecologica sigue ahí, pero ahora me da la impresion de haberlo expresado de un modo algo acido y personalizando en el autor del post, cosa que ya no me parece tan acertada, puesto que no refleja mi opinion a cerca de su competencia y criterio, lo cual tengo en alta consideracion y ademas merece mi gratitud por tomarse la molestia de expresarlo en muchos y muy buenos articulos.

    [Responder]

  7. Sangrando
    27/06/2011 @ 22:18

    La naturalidad en sí misma ya es un peligro.

    [Responder]

    unpocodesensatezporfavor Reply:

    @Sangrando,
    Si, como somos todos seres sintéticos creados en laboratorio y que nos alimentamos de pildoras mágicas muy asépticas…la naturalidad en sí es un peligro…¡¡¡viva lo artificial, comamos PVC y bebamos fenol!!!…( a ver si así nos extinguimos de una vez y dejamos este pobre planeta y sus habitantes cuerdos en paz)

    [Responder]

  8. René Torres Bejarano
    1/07/2011 @ 19:03

    Ya encontraron, al fín, la Dupont, la unilever, la Shell,Mac Donalds, etcétera, a su “científico” de cabecera (J. M. Mulet) para que trate de desvirtuar los procesos de nuestra madre naturaleza (la agricultura ecológica, los alimentos naturales, los fertilizantes orgánicos -“coprofilia” le llama el muy pendejo) Ya veo a ese cabrón comiendo puros alimentos sintéticos y a una bola de pendejos haciendo lo mismo porque los convenció de que la naturaleza -a quien le debemos todos la vida) ha estado “equivocada” durante miles de millones de años. Bueno, pues que coman plástico, sulfato de potasio y petróleo (luego saben sabrosos con los aditivos que les incluyen). !!Ahh¡¡ Si alguna vez, de casualidad, se les ocurre comer algo natural, !!lávense las manos primero!!, mientras leen, muy pronto, la noticia de que la campaña contra los pepinos españoles y este libro (y otros que vendrán), fueron financiados por la Dupont, La Shell, la Unilever, Mac Donalds, etcétera, etcétera.

    [Responder]

  9. raul mannise
    17/08/2011 @ 23:23

    Artículo pago por monsanto y sus amigos…

    [Responder]

  10. Confusio
    11/12/2011 @ 17:16

    Dubitador, E coli no es anaerobia estricta. Vive perfectamente en presencia de oxígeno.

    [Responder]

  11. Jose
    21/04/2012 @ 10:30

    Es curioso que estemos juzgando algo por ser natural, llamándolo ecológico, cuando toda la agricultura se supone que así debería ser.

    [Responder]

    NewWayMovie Reply:

    @Jose, muy cierto

    [Responder]

  12. Marti Peralta
    28/08/2012 @ 17:54

    A mi me parece n tema muy interesante, la agicultura ecológica y creo que como todo hasy que tener cuidado. El hecho de que sea ecológica no significa que hay que que dejar de estar pendientes de su limpieza. Encontré una página donde explicaban como hacer una huerta ecológica y lo estoy intentando http://www.agronet.gov.co/agronetweb1/Peque%C3%B1osproductores.aspx el que se anime ps de una vez aprovecha y comprueba a ver que tal le va o si siente alguna diferencia con la agricultura tradicional

    [Responder]

  13. NewWayMovie
    14/10/2012 @ 21:19

    Ya no se que parte es mejor, no hay ninguna perfecta, solo tonos de grises.
    Mañana tengo un debate a favor de la agricultura ecologica

    [Responder]

  14. Anonimo
    22/04/2013 @ 21:39

    Tuve la oportunidad de ojear ese libro en una biblioteca y simplemente me pareció indignante que semenjante BASURA estubiera expuesta en una biblioteca publica.
    Es evidente que el autor no es mas que un quimico que no ve mas alla de su laboratorio, ni idea de salud, de agricultura ni de medio ambiente, lamentable.

    [Responder]

  15. Helen
    13/06/2013 @ 17:48

    J. M. Mulet, trabaja o ha trabajado en el CSIC en una sección donde ha habido contaminaciones químicas serias de algunos investigadores. Está en un programa de investigación pro-transgénicos pagado por la industria alimentaria interesada (Monsanto, etc). Por lo tanto, de independiente no tiene nada y si se le oye hablar, es una persona muy desagradable que se dedica a descalificar a quién no piensa como él porque el lo sabe todo y los demás nada. Típico de los esbirros del capital.

    [Responder]

  16. Francisco Javier San Martín de la Cal
    26/01/2014 @ 01:57

    El problema de la agricultura ecológica, igual que el de todas las actividades humanas relevantes, son los políticos, que se empeñan en regularlo todo, en hacerlo cada vez que llegan al poder para apuntarse medallitas y en regirse por términos capitalistas-ideológicos en vez de éticos-cívicos.

    ¡Muy buen blog!

    Saludos cordiales.

    [Responder]

Sitios que enlazan a esta entrada (3)

  1. Bitacoras.com
  2. Uno de los muchos problemas tras la agricultura ecológica
  3. Uno de los muchos problemas tras la agricultura ecológica

Deja un comentario

Por favor, intenta que el comentario se refiera a la entrada en la que escribes, o a comentarios de otros usuarios y que siempre sea respetuoso con el resto.

Recuerda no utilizar mayúsculas e intenta cuidar la ortografía.