Recibe las entradas de Recuerdos de Pandora en tu correo electrónico:

D’Zhana Simmons: Viviendo sin un corazón


Publicado el 6/08/2010

D’Zhana Simmons había sido diagnosticada miocardiopatía dilatada cuando tan siquiera era una adolescente. Esta enfermedad está caracterizada por la hipertrofia y dilatación progresiva del corazón, causando una debilidad que llegada a un punto impide bombear la sangre eficazmente.

Cuando los síntomas graves comenzaron a aparecer, el transplante de corazón se hizo inminente, llevándose a cabo el 2 de Julio de 2008, cuando D’Zhana contaba tan solo con 14 años de edad.


I: D’Zhana Simmons

Como pasa en cualquier caso de transplante de un órgano vital, nunca se sabe con total certeza si va a resultar exitoso o no. D’Zhana tuvo la mala suerte de que no lo fuera, ya que el corazón transplantado no llegó a funcionar correctamente.

Esto provocó que el corazón transplantado tuviera que ser extraído, y ante la imposibilidad de volver a introducir su corazón original, el equipo médico se vio obligado a implantar un corazón artificial con el que mantener con vida a D’Zhana Simmons.

El modelo de corazón artificial implantado a D’Zhana, fabricado por Thoratec Corp, se trataba de un modelo compuesto de dos bombas de sangre que se encargaban de mantener el bombeo de la sangre para su llegada a todos los órganos del cuerpo.


II: Corazón Artificial

Este tipo de corazones artificiales se implantaban normalmente para asistir al funcionamiento del corazón, situándose junto a él, pero la imposibilidad de tener un corazón funcional hizo que D’Zhana se viera obligada a vivir sin un corazón.

En este estado tuvo que estar un total de 118 días, tiempo durante el cuál se pudo alimentar y recuperar fuerzas para afrontar un nuevo transplante el 29 de Octubre de aquel mismo año.

Una vez recuperada, D’Zhana relatando su historia a varios medios estadounidenses, contando el miedo y la inseguridad con la que vivió durante prácticamente cuatro meses.

Nunca sabes cuando puede fallar.

Era como una persona de mentira, como si no existiera. Simplemente estaba ahí.

El caso de D’Zhana no es único, e incluso fue superado por un alemán que estuvo más de nueve meses en esta situación, aunque sí que fue la primera vez que estas circunstancias se dieron en una adolescente.

Fuentes y más información:


Nota: Si te gustó esta entrada, puedes suscribirte al feed RSS del blog, hacerte seguidor de la cuenta de Twitter, fan de la página de Facebook o añadir la página de Google+ a vuestros círculos. También puedes visitar la galería de fotos históricas en la cuenta de Flickr del blog o la galería de Mapas en Facebook.

Otras entradas que pueden resultar interesantes:

Share

7 comentarios

  1. Sol
    8/08/2010 @ 20:25

    Cuando la tecnología está al servicio de la humanidad es maravillosa…

    [Responder]

  2. JRio
    9/08/2010 @ 00:05

    Muchas veces estas historias dan auténtico miedo.
    Como siempre, no sabes el valor de algo hasta que te falta.

    Saludos.

    [Responder]

  3. Talhasse
    9/08/2010 @ 01:01

    Una historia estremecedora, por fortuna tiene un final feliz, pero estar en la piel de esa chica tuvo que ser terrible.

    [Responder]

  4. Carolina
    11/08/2010 @ 03:31

    Hace unas semanas operaron a una persona muy querida, sabia que el procedimiento incluida desconectarlo por unos momentos para reparar algunas valvulas dañadas que tenia en el corazon, solo de pensarlo me daba miedo, es maravilloso cuando la ciencia sirve para cosas tan impresionantes.

    [Responder]

  5. vinti
    2/09/2010 @ 15:43

    La ciencia avanza a pasos agigantados. ¡Qué miedo y qué éxito!

    [Responder]

  6. ciencia difusa
    25/09/2010 @ 16:39

    Si que da miedo si, pero tb es esperanzador ver que el órgano más vital del cuerpo es reemplazable, de hecho puestos a tener un corazon defectuoso casi me fiaria más de uno artificial. Desde luego las posibilidades que se abren (bionica, etc) son infinitas…

    Saludos

    [Responder]

Sitios que enlazan a esta entrada (1)

  1. Bitacoras.com

Deja un comentario

Por favor, intenta que el comentario se refiera a la entrada en la que escribes, o a comentarios de otros usuarios y que siempre sea respetuoso con el resto.

Recuerda no utilizar mayúsculas e intenta cuidar la ortografía.